SE ACABA EL AÑO, SE HACE NECESARIO UN MOMENTO ENTRE DIOS Y YO.

Se acaba el año y de cara al comienzo del nuevo, comparto con vosotros un guión para que podamos reflexionar un momento con Dios.

Te propongo que guardes este documento: (descargar). Lo personalices con tus intenciones, poniendo nombres a las personas que se mencionan y situaciones concretas de agradecimientos y peticiones.

Luego te sugiero que lo imprimas y acudas un día a una Iglesia fuera del horario de celebración y repases y medites tus propósitos ante la luz que ilumina el sagrario.

GRACIAS

  • Por haber venido a mi alma
  • Por haberme creado, redimido, hecho cristiano y conservado la vida. Sigue leyendo

FELIZ NAVIDAD

Os anunciamos, hermanos y hermanas, una buena noticia,

una gran alegría para todo el pueblo.

Escuchadla con corazón gozoso:

Habían pasado miles y miles de años

desde que, al principio, Dios creó el cielo y la tierra

e hizo al hombre y a la mujer a su imagen y semejanza.

Miles y miles de años habían transcurrido

desde que cesó el diluvio

y el Altísimo hizo resplandecer el arco iris,

signo de alianza y de paz. Sigue leyendo

¡ME HA TOCADO LA LOTERÍA!

Tomaba esta mañana el último sorbo de café del desayuno cuando oigo la televisión de fondo a una persona diciendo “…en una fecha como la de hoy en la que todos estamos pendientes de la suerte…” ¡Zas! Me detengo en seco. ¿Cómo? ¿Pendientes de la suerte? ¡Hoy se celebra en España el sorteo de la lotería de Navidad! Vaya, pues yo no estaba pendiente de la suerte…

Gracias a Dios, el exceso de trabajo solo me deja un poco de tiempo libre para dedicarme a mi familia, siempre menos de lo que desearía, y unas horas más que dedico a este blog que tanto me aporta. Este año en el que algunas canas están dejándome su tarjeta de visita, por primera vez, no me había enterado que era hoy el día del sorteo.

Creo que esto de los sorteos de lotería tiene mucha miga. Y no voy a negar que haya comprado algún boleto pero ¿qué aspiro yo a ganar si me toca? Qué quiero ganar ¿dinero? ¿felicidad? ¿salud? ¿amor?. Pues todo me parece que no se sortea esta mañana… Sigue leyendo

LA SOBERBIA Y LA SENCILLEZ

Qué bien queda exclamar aquello de “yo soy una persona sencilla”. Parece que eso vende más, que nos hace mejores decirlo.

Pero somos lo que hacemos y no lo que decimos que hacemos.

He descubierto un buen negocio. Un trato altamente rentable. Si se pudiera, nunca obtendríamos mayor beneficio que comprando a un hombre por lo que realmente vale y vendiéndolo por lo que él dice que vale. El beneficio sería brutal, porque la diferencia entre lo que decimos de nosotros es enormemente superior a lo que somos.

Tanto la entrada de ayer a propósito de las ratas de mi desván y la de hoy en torno a la sencillez, son dos invitaciones a la reflexión especialmente apropiadas en este tiempo Sigue leyendo

LA VIRGEN DE GUADALUPE Y LAS RATAS DE NUESTRO DESVÁN

Celebramos hoy nuestra Señora de Guadalupe. Felicidades a nuestros hermanos mexicanos, de cuya patria es patrona, donde se la venera multitudinariamente.

Hoy es buen momento para compartir contigo una nueva reflexión a partir de los escritos de Jose Pedro Manglano Castellary (Manglanitos, editorial Cobel).

Este artículo tiene tres partes, la primera nos recuerda a nuestra Madre, la Virgen de Guadalupe, la segunda, muy interesante para recapacitar de cara a tu próxima confesión y para finalizar, una plegaría.

En cierta ocasión Juan Diego estaba triste por la enfermedad de su tío Bernardino. Entonces se le presenta María por cuarta vez y le dice unas palabras tan tiernas, tan de madre cariñosa, que conviene resumirlas hoy en los oídos de todos los que somos hijos suyos: “Oye y ten entendido, hijo mío, el más pequeño, que es nada lo que te asusta y aflige; no se turbe tu corazón; no temas esa enfermedad, ni otra alguna enfermedad y angustia. ¿No estoy yo aquí? ¿No soy tu Madre? ¿No estás bajo mi sombra? ¿No soy yo tu salud? ¿No estás por ventura en mi regazo? ¿Qué más necesitas?

Sigue leyendo

¡LLEGO TARDE A MISA!

Nunca me había ocurrido antes.

Entro en Misa y justo el sacerdote proclama “podéis ir en paz…”.

¿Qué pasó?

Como es habitual, esa mañana me dirigía a recibir mi alimento en el lugar de siempre. Un bocata espiritual relleno de Cristo que me sirven calentito en un concurrido lugar sagrado. Suelen ser los mismos los que acuden a tomar su primera ración matutina (no falla nunca un numeroso grupo de señoras, todas vestidas con el mismo traje y velo que acuden reiteradamente y con especial devoción, se agrupan bajo el nombre de Franciscanas…igual has oído hablar de ellas),normalmente comparto con ellos este desayuno.

La misa de las 7,30 se ha convertido en Sigue leyendo

DIOS ME ESTÁ HABLANDO A LA CARA

MIRANDO A LA CARA
¿Te has parado a pensar en cómo Dios te habla?
¿Cómo lo hará cuando quiera decirte algo?
¿Cómo Dios se pone en contacto contigo?
¿Qué ocurrirá…?

Lo simple es pensar que si el mismo Dios se quiere poner en contacto conmigo, seguro que va usar un gran acontecimiento que me deje anonadado, con un gran espectáculo visual para que  yo caiga rendido a sus pies…
O a lo mejor no, que debo ser yo el que lo llame, Sigue leyendo