SALIR DEL POZO COMO UN BURRO


Comparto hoy una de esas entradas “para todos los públicos”. De esas que les gusta leer a los seguidores del blog que se definen “tibios tirando a fríos”. De esas que todos pueden leer y aplicar. De esas en las que si no es porque yo no la pongo ahora, porque no quiero que falte ningún día, no aparece la palabra DIOS. 

Cada uno de nuestros problemas es un escalón hacia arriba; es una oportunidad para crecer, para vencer barreras y servirme de ellas.

Sacar provecho de las situaciones es de sabios y sensatos. Los golpes de la vida y las relaciones con los demás van marcando secuelas importantes en la vida; incluso, en ocasiones, llegan a ser hasta determinantes.

Quisiéramos vencerlas, superarlas y hacer de ellas efectos positivos, y no esa carga tan pesada que muchas veces arrastramos. Cuántas veces hemos escuchado la frase: “¡ay, cómo me echan tierra encima!”, “¡vaya, siempre me llueve a mi!”.

Lamentablemente vivimos en un mundo de competencias, envidias y mientras más subimos más nos tiran.

Dicen que los burros, sólo sirven para llevar carga, y como su nombre lo dice, son bien burros; pero hoy encontramos la historia de un burro diferente de los demás.

Un día, el burro de un campesino se cayó en un pozo. El animal lloró fuertemente por horas, rebuznaba y rebuznaba mientras el campesino trataba de sacarlo sin éxito; finalmente, el campesino decidió que el animal ya estaba viejo, el pozo estaba seco y necesitaba ser tapado de todas formas, y que realmente no valía la pena sacar al burro.

Invitó a todos sus vecinos para que vinieran a ayudarlo. Todos tomaron una pala y empezaron a echar tierra al pozo. El burro se dio cuenta de lo que estaba pasando y lloró desconsoladamente, y se decía a sí mismo, esto me pasó por ser burro. Luego, para sorpresa de todos, se tranquilizó.

Después de unas cuantas paladas de tierra, el campesino finalmente miró al fondo del pozo y le sorprendió lo que vio… Con cada palada de tierra, el burro estaba haciendo algo increíble… Se sacudía la tierra y daba un paso hacia arriba…; mientras tanto, los vecinos seguían echando tierra encima del pobre animal, él se sacudía y daba un paso hacia arriba.

Pronto todo el mundo vio sorprendido cómo el burro llegó hasta la boca del pozo, pasó por encima del borde y salió trotando… así, este gran animal le dio una buena lección a todos.

La vida va a echarte tierra encima, todo tipo de tierra y tal vez tú mismo le tirarás tierra, no a la vida, pero sí a las personas.

¿En dónde me ubicaría yo?, ¿con quién me identificaría?.

¿Con las personas que tiran tierra?, ¿con el burro que se abate y se deja vencer?, o ¿con el burro que aprovecha esa oportunidad y sale galopando como un percherón de fina estampa?

El truco y la dignidad de la persona están en respetar a los demás con sus cualidades y sus defectos, en sacudirse, salirse del pozo, dar un paso hacia arriba y ayudar a los demás a superarse, pero no a tirar tierra. Cada uno de nuestros problemas es un escalón hacia arriba; es una oportunidad para crecer, para vencer barreras y servirme de ellas, y ser un alma buena y caritativa.

Recordar seis reglas para ser feliz:

 1. Liberar el corazón del odio.

2. Liberar la mente de preocupaciones.

3. Vivir sencillamente.

4. Dar más.

5. Esperar menos.

6. Tener esperanza y demostrar a los demás que somos sabios y sensatos.

Disfruta la vida… ¡Sacúdete!

Lázaro Hades.

Escrito recibido por correo electrónico. Desconozco el autor. 

 

7 comentarios

  1. Que bien me siento cuando te leo Lázaro,el cuento tiene tela…me ha encantado 😀
    Un cariñoso saludo.

    • Y a mi me reconforta mucho saber que te agrada.
      Gracias por venir a diario Belén.
      Un abrazo.

  2. Bueno pues, hoy es el post que elijo como el que más me ha gustado, así que lo pongo en mi sidebar. Creo que yo , a las tres preguntas tendría que constestar que sí, hay un poquito de cada una de ellas en mí. Un abrazo

  3. Ayer payaso ,hoy burro…Lo cierto es que me hace reflexionar y pienso si me sacudo…si soy flauta…si suelo salir de los pozos en los que caigo o tambien soy de los que cojen tierra y la tiran sobre la gente sin pensar.Seguire pensando y me pondre en manos de Dios.

    • Gracias Mario. Mañana te lo voy a poner más fácil.
      Bendiciones!

  4. Que gracia tienes Lázaro…sabes? hoy me he sacudido mucho y ha sido fantastico porque al final estaba fuera del atolladero!!
    No hay que sucumbir….una vez lo hice y que mal….que mal lo pasé, pero doy Gracias por haber visto mi desidia y cobardia sabes? de todo doy Gracias ultimamente …de Toooodo….
    Me ayudas mucho lo sabes no?…un abrazo

    • Me alegra ser un instrumento de Dios para que sientas su ayuda a través de mi.
      Gracias por tus comentarios y tus visitas gosspi, me enriquecen mucho. Con este, me has dado una idea para una entrada. Ya la he escrito, la publicaré la semana que viene. Gracias!!

Anímate a dejar tu comentario. Comparte tu fe!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s